Ir al contenido principal

Vanidad

En la entrada pasada comentaba en tono poco serio las cualidades superficiales que veía en mi mujer ideal. Creo que muchos podemos de vez en cuando saltarnos aquel formalismo social, y echar un vistazo a nuestras fantasías. Lo escrito esta basado en el tipo de lectores que tiene este blog. La vida no trata de pasársela viendo micos aparejados, y aunque podemos conservar cierta irreverencia no podemos llegar al extremo de ver la vida como un patán, pues se cae en eso al no tener la dimensión de lo que se dice.

La chapina Jessica Scheel, quedó dentro de las 10 finalistas del “concurso” Mis Universo. Las reacciones no se hicieron esperar y en las redes sociales, así como en los programas de radio y televisión, el comentario más común fue: “Estamos orgullosos de ella por poner el nombre de Guatemala en alto.”

Creo que el orgullo es únicamente de la chica, por lo que se sabe, ella ha trabajado todo el tiempo en su carrera para lograr el objetivo alcanzado (aunque no el deseado). El concepto de “Poner en alto el nombre de…” es relativo ¿A quien diablos le interesa saber el nombre del 10º lugar, sino solo a los paisanos de este? Y es más ¿En alto de donde? ¿De la sala de Donald Trump?

Lo mismo podría acotar en casos como el del Pescado Ruiz ó Jaime Viñals, tipos que a base de esfuerzo personal han alcanzado sus ideales. Realmente creen ustedes que una mañana se despertaron, se pararon y dijeron poniéndose la mano en el pecho: ¡Triunfare Por Guatemala! Sí así fue que extraño. No trato de demeritar los logros de quienes se han disciplinado en sus talentos, puesto son dignos de admiración. Lo que no creo que deba hacerse es sobredimensionar un logro individual, haciéndolo un logro colectivo, máxime si es basado en algo tan efímero como la belleza exterior. Pero en Guate somos tan exagerados con logros ajenos, que pocos repara en el significado autentico que tiene el ser una persona ejemplar.

Cierto día por la bajada hincapié observé a un señor como de 70 años, con ya muy poco pelo canoso, tenía una gran joroba y empujaba una carreta de helados; los años y la evidente discapacidad que le provocaba la joroba no le impedían que sonara la campanita de la carretilla, mientras volteaba a ver si algún patojo le llamaba. También podríamos mencionar al recientemente desaparecido Manuel Ayau, con quien no comulgo por completo ideológicamente, pero persona que es fuente de inspiración por sus logros. Este tipo de personajes sin duda alguna debería ser ejemplos, no solo para los habitantes de este país, sino para cualquier ser humano con principios.

El concurso Mis Universo es producto del inconfesable atractivo que muchos tenemos por la belleza superficial, que se edifica en esta cultura consumista y degradante con el ser humano. ¿Se imaginan llegar a ser conocidos solo por tener buen cuerpo? Mientras tanto muchos mexicanos y guatemaltecos dicen que en medio de tantas muertes violentas, las noticias de tener a las mujeres más guapas hacen menos sufrida la situación. ¿?

Una cosa es darse por desentendido y hablar campechanamente sobre algo, pero traer a colación asuntos serios e hirientes en medio de conversaciones frívolas, es ser inconciente de la situación. No me imagino lo que habrán sentido los familiares de las victimas de la violencia. Por ello debemos ser mesurados.

El hacer un buen trabajo merece el reconocimiento de una sociedad, cansada de políticos hipócritas y corruptos; pero el reconocimiento no puede ser exclusivo de aquellos cuyas circunstancias los llevaron a ser personajes públicos, debería ser para toda persona honrada y ética. Muchos dicen que Guatemala esta llena de ladrones y asesinos, pero si contarán cuantas personas que conocen son integras, se llevarían una sorpresa. Otra cosa es atizar el ego propio con triunfos de otros, creando visiones retorcidas de un nacionalismo a quien nadie verdaderamente interesa pues es una simple y llana vanidad.

La vanidad es tan fantástica, que hasta nos induce a preocuparnos de lo que pensarán de nosotros una vez muertos y enterrados. Ernesto Sábato

Comentarios

  1. asi es la falacia colectivista, que al final esconde deliberadamente los intereses personales para hacerlos menos egoistas superficialmente y conseguir que no sea señalado. aunque no estoy criticando que cada quien vea por sus intereses, siempre y cuando no vaya en detrimento de los demas, al final esa es la logica humana, mas alla de lo idealizado, la fantasia.

    En otro tema, que le parecio Criticon Chapin, el nuevo programa de Guatevision, el noticiero sin reservas que viene siendo la version chapina de Primer impacto o al rojo vivo, desde luego sensacionalista, al menos el primer programa no paso la linea de lo sensacionalista a lo vulgar, ojala sigua de esa forma.

    lastima que en donde vivo no se ve Canal Antigua.

    ResponderEliminar
  2. Difiero un poco con su entrega, digo un poco porque he visto el crecimiento de Jessica en la pantalla chica desde la vez que apareció en Punto G, el fracaso de XpediciónGT queriendo vender carne hasta su reciente trabajo con Bienes Inmuebles siendo enviada especial para eventos en Centro América. El concurso es de belleza, nada mas que eso, yo no tengo ilusión de ver el concurso y encontrar una candidata a premio Nobel o una futura Hillary Clinton o Madre Teresa. Simplemente es un concurso de piernas, escotes y glamour. La gran diferencia que tiene ella comparado con Carlos Ruiz y Jaime Viñals es que ella portó una banda en el torzo que decía Guatemala. (Mucha razón con eso de evitar o meditar antes de jugar con las victimas de los hechos violentos de nuestra desequilibrada sociedad).

    ResponderEliminar
  3. Kurt K.P.
    El concepto de Sin Reservas fue bien planteado, mi querida Tesorito se ve más guapa que nunca. Escribiré al respecto, pues en comparación al asqueroso concepto de Al Extremo de TV Azteca, lo realizado por Guatevisión merece elogio. Torture al proveedor de cable, y que sus vecinos también pidan Canal Antigua. Saludos.

    Sam
    Quizá no compartamos opinión. En mi pensar el nacionalismo solo sirve a interese de los gobernantes, mientras es solo un espejismo para quienes necesitan del sentimiento de pertenencia. Pero es mi testaruda opinión, respeto la felicidad de quien la encuentra tras un símbolo; quizá me saco de honda la relación que se hizo de un evento frívolo con la realidad del dolor ajeno. Saludos, y recuerde que estar en desacuerdo no significa estar uno contra otro.

    ResponderEliminar
  4. Me gusto esta entrada, y estoy de acuerdo en muchos de los puntos ke toko. Y désde mi punto de vista, la belleza exterior para nada está peliada con la inteligencia, Un cliché, definitivamente, pero del cual estoy totalmente de acuerdo. Se puede ser bella X fuera y bella X dentro y además ser inteligente,
    Saludos,
    Karla Ortíz

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Qué piensas